Inicio  \  Nuestros clubs  \  El club  \  Selección del mes



DESCUBRIENDO CAN GRAU VELL

SELECCIÓN NÚM. 263. ENERO DE 2017. DESCUBRIENDO CAN GRAU VELL


2 Alcor 2011, DO Catalunya
2 Tramp 2014, DO Catalunya
2 Quike 2015, DO Catalunya

La selección del mes de enero está dedicada a uno de los proyectos más minúsculos de Catalunya. A los pies de la montaña de Montserrat en un pequeño valle, en el pueblo de Hostalets de Pierola, Jordi Castellví cultiva 3 hectáreas desde el año 2000. Los tres vinos de la bodega por partida doble: Alcor 2011, su vino más emblemático, y Tramp 2014, con menor crianza pero igual carácter. Y un rosado extraordinariamente original, Quike 2015, uno de los pocos que se cría en barrica.

CAN GRAU VELL. DO CATALUNYA
Can Grau Vell es el proyecto personal de Jordi Castellví, propietario de los restaurantes barceloneses Agut y Cafè de l’Acadèmia. En el año 2000 compra una finca de ensueño en el término municipal de Hostalets de Pierola, a 2 km al noreste del Bruc, y en el 2002 prepara unos bancales y empieza a plantar viña, recuperando así la actividad vitivinícola tradicional de la propiedad.
La finca, con la bodega ubicada en la propia masía, está rodeada de bosque y situada a una altitud de 350-450 metros sobre el nivel del mar. Dispone de 3 hectáreas de viña con una densidad de plantación de 6.500 cepas/ha. La parcela está dividida en tres zonas: la parte superior se caracteriza por su distribución en terrazas con dos tipos de suelo, una parte de pizarra y la otra de arcilla rojiza; la zona media tiene un terreno pedregoso; y la parte baja una textura más fina y con menos proporción de piedras. Las variedades plantadas son syrah (con un 40% de la superficie), garnatxa (35%), monastrell (10%), marselan (10%) y cabernet sauvignon (5%). El proyecto, en su inicio, contó con la dirección técnica de la familia Pérez Ovejero, propietaria de Mas Martinet en el Priorat.

Alcor 2011 es un ensamblaje de 42% syrah, 36% garnatxa, 14% monestrell, 5% marselan y 3% cabernet sauvignon. El mosto fermentó en barricas de roble abiertas de 500L, con bazuqueo manual. La maceración se alargó durante dos semanas. Una vez acabada la fermentación alcohólica tuvo lugar la fermentación maloláctica en barricas, donde el vino permaneció durante 19 meses hasta acabar su crianza. Todas las barricas son de roble francés de grano fino, un 25% nuevas y el 75% restante de segundo y tercer vino. El vino se filtró suavemente antes de su embotellado. La producción para la añada 2011 fue de 4.420 botellas y 125 magnum.

Alcor 2011 es de color granate intenso. La nariz es fragante y elegante, con aromas de fruta roja compotada, chocolate negro y café molido. Se percibe un punto especiado de canela y vainilla. En boca tiene una entrada limpia y llena y un recorrido envolvente con una textura suave formada de capas de taninos aterciopelados y muy agradables. En el paladar se acentúan las notas de café y chocolate negro intenso. El final es persistente y deja un agradable recuerdo de frutas rojas. Perfecto para acompañar platos con salsa un punto picantes, como el curry de pollo, así como carnes a la brasa. Servir entre 15 y 17ºC en la copa Syrah de la serie Vinum de Riedel (6416/30).

“No sé por qué, pero siempre coincide mi predilección por las añadas impares de nuestro vino Alcor. Pero la verdad es que esta 2011 me tiene el corazón robado”, explica Jordi Castellví sobre Alcor 2011.

Tramp 2014 es un ensamblaje de 45% syrah, 35% garnatxa, 15% monastrell y 5% marselan. Tras una cosecha manual en cajas de 10 Kg., las uvas se enfriaron y se despalillaron. El mosto fermentó a temperatura controlada en depósito y realizó la fermentación maloláctica en barricas. Se crio en foudres de roble francés de 1.000L y barricas de roble francés de segundo vino de 300L durante 10 meses. La segunda semana de enero de 2016 se embotellaron un total de 6.984 botellas y 455 magnum.

Tramp 2014 es de un bonito color cereza picota muy brillante. La nariz es exuberante, predominan las notas de frutas rojas frescas como las frambuesas, las moras y los arándanos. Se combinan con una gama de aromas más tostados, como los frutos secos (almendras y avellanas tostadas) así como las pasas. En la boca tiene una buena estructura tánica y unos deliciosos aromas de frutos rojos suculentos y sabrosos y con un final persistente. Perfecto para acompañar platos a base de carne blanca, pollo a la brasa o conejo asado. Servir entre 14 y 15ºC en la copa Syrah de la serie Grape de Riedel (6404/30).

Según Jordi Castellví, Tramp 2014 “es fruto de una añada complicada climatológicamente, que nos hizo tomar la decisión de no elaborar nuestro primer vino, Alcor, por lo que volcamos nuestro esfuerzo en nuestro vino más amable y directo”.

Quike 2015 es un rosado fruto del ensamblaje de las variedades garnatxa (90%) y marselan (10%), fermentado con levaduras autóctonas. El vino se elaboró mediante la técnica de sangrado, sin presión y casi sin contacto con los hollejos para obtener el deseado tono pálido. Empezó la fermentación a baja temperatura en depósitos y la acabó en barrica de 300L de roble francés de segundo vino. Se crio en las mismas barricas durante 5 meses con dos bâtonnage semanales durante los primeros dos meses. El 1 de julio de 2016 se embotellaron 1.360 botellas y 100 magnum.

De precioso color salmón pálido y muy brillante, Quike 2015 es complejo y sutil en nariz, con aromas muy frescos de hierbas mediterráneas mentoladas y notas florales de clavel. Con el tiempo aparecen aromas de especias dulces como el anís y de frutos rojos como la cereza. En la boca el vino es amable y ágil, se mantiene lineal, vibrante y fresco desde la entrada, con un punto de dulzor y un final aromático que recuerda el tomillo. Perfecto para iniciar una comida con entrantes o aperitivos a base de salmón ahumado, gambas o quesos blancos cremosos. Servir entre 8 y 10ºC en la copa Chianti de la serie Vinum de Riedel (6416/15).

Para Jordi Castellví, “Quike 2015 es un vino resultado de la ilusión de un viticultor que sólo elabora tintos de crianza, porque sólo tiene uva tinta en su plantación… y que sueña con poder elaborar un buen blanco. Esta es la cuarta añada de Quike”.