Añada 2021 en Sierra de Gredos por Daniel Landi

Después de un otoño lluvioso y un comienzo de invierno pausado, a primeros de año aconteció un hecho insólito. Una gran tormenta de nieve sacudió el centro de la península. Las viñas se cubrieron con casi un metro de nieve y así permanecieron durante días. Los colegios cerraron una semana.

Filomena marcó la añada ya desde sus inicios. Pareciera que hubiese pasado un gran tornado. Árboles vencidos, ramas caídas, bosques abatidos. Muros que hubo que reconstruir. Una visión apocalíptica ante nuestros ojos por el efecto de la nieve. Apenas pudimos entrar en las viñas hasta mediados de febrero.

La llegada de la primavera fue tardía lo que nos ayudó a ponernos al día con los trabajos. El 17 de abril tuvimos una helada apenas empezaban a brotar las viñas. Una dura noche con temperaturas negativas durante ocho horas, llegando a tener -3 en las zonas mas frías.

Por lo demás, tuvimos una primavera templada y lluviosa perfecta para el desarrollo de la planta, con muy buen cuajado y una producción por encima de la media. Acompasada con la floración en las viñas, también tuvimos la mayor cosecha de cerezas hasta el momento. El suelo irradiaba fertilidad y fuerza.

Desde el principio, el ciclo venía algo retrasado y así permaneció durante un verano de temperaturas moderadas donde apenas tuvimos tres días de calor extremo. En las tierras altas de Gredos es difícil que las temperaturas pasen de 30 grados. Dicen las mas sabias, que, “pasada La Paloma, las noches piden rebeca”.

Ciclo 2021

Viña Brotación Floración Envero
Las Umbrías 15/04/21 25/06/21 2/09/21
Las Iruelas 18/04/21 2/07/21 6/09/21
El Reventón 16/04/21 14/06/21 20/08/21
Rey Moro 10/04/21 22/06/21 4/09/21
Rumbo 14/04/21 28/06/21 6/09/21
Tamboril 27/04/21 14/06/21 27/08/21


Vendimia y boletus
Lentamente llegó el envero y nos adentramos en el mes de septiembre con la sensación de estar ante una gran añada. Muchas cosas nos recordaban a 2016.

En septiembre comenzó a llover. A llover. A llover. Y no paró en todo el mes. Trescientos litros en total. Nunca hubo mas de cuatro días seguidos sin lluvia. La carrera entre botrytis y maduración había comenzado. Al menos, las noches eran muy frías…

Fueron largos días en la viña, todo el equipo trabajando para salvar la cosecha. Ventilando, secando, aportando luz y aire, quitando, mimando. Cirugía rural. Todo un mes pasando y volviendo a pasar por las viñas. Perdimos gran parte de la cosecha, pero salvamos la parte mas importante.

Nunca habíamos visto un año con tantos boletus en los suelos verdes de las montañas.

Fechas y producción:
Las Umbrías: 1 de octubre, un foudre de 1.200 litros

El Tamboril Tinto: 4 de octubre; un foudre de 1.000 litros
Las Iruelas: 5, 9 y 11 de octubre; un foudre de 1.000 litros y una tulipa de 1.000 litros
El Reventón: 8 y 9 de octubre; un foudre de 1.400 litros
Tumba del Rey Moro: 12 de octubre, un foudre de 1.400 litros
El Tamboril Blanco: 15 de octubre, una damajuana de 220 litros
Rumbo al Norte: 16 de octubre, un foudre de 1.000 litros

Los vinos del 2021 llevan impresa la belleza de una añada fría. Vinos que expresan la austeridad y la elegancia de las vendimias tardías. Llevan también en su interior el espíritu de superación tras una gran nevada, una dura helada y una vendimia pasada por agua.

Y todo ello se convierte en finura y piedra. Esa es la magia de nuestras viñas.

La recogida de enormes castañas, huevos prehistóricos que caían de los árboles, cerraba un año donde la tierra emergió con la intensidad de un vergel.

TODOS LOS VINOS DE COMANDO G EN #AVAN21 AQUÍ
TODOS LOS VINOS DE VINÍCOLA MENTRIDANA EN #AVAN21 AQUÍ
REINA DE LOS DESEOS Y LA MUJER CAÑÓN EN AVAN21 AQUÍ

Impactos: 206

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *