Rioja 2020 por Benjamín Romeo

El año 2020 fue un año muy cálido, las temperaturas fueron alrededor de 2ºC más elevadas que las medias de la zona. Con respecto a las precipitaciones, el año 2020 ha sido algo húmedo en general. La precipitación media se situó en la estación meteorológica de Bodega Contador en 554 mm, algo superior a los valores medios registrados en La Rioja que fueron de 546 mm.

Las temperaturas en octubre y diciembre fueron muy cálidas, con variaciones de temperatura de hasta 2ºC superiores a los valores esperados. En noviembre tuvieron un comportamiento normal. En cuanto a las precipitaciones, octubre resultó ser un mes seco, esta falta de precipitaciones se compensaron de sobra durante los meses de noviembre y diciembre que resultaron ser muy húmedo y húmedo, respectivamente. Con un total del 150 mm de precipitaciones durante la estación.

El año se inició con un mes de enero normal, tanto en temperatura como en precipitaciones. El mes de febrero tuvo un carácter muy cálido con una temperatura media que se situó hasta 3ºC por encima de la media de estos meses, y muy seco en cuanto a precipitaciones. Marzo fue un mes con temperatura normal y extremadamente húmedo, con más de 80 mm de precipitaciones en todo el mes que compensó la falta del mes anterior.

La primavera tuvo un carácter cálido, aunque el mes de junio fue frio. Las temperaturas de abril y mayo fueron bastante superiores a las habituales en esas fechas, con una media de hasta 4ºC superior en este último mes. Las precipitaciones fueron ligeramente superiores a las esperadas en la estación, sobre todo en abril y junio. Durante la estación cayeron más de 170 mm.

El periodo estival resultó cálido en los meses de julio y agosto con temperaturas con valores hasta 2ºC superiores a la media que se espera en esas fechas. En septiembre las temperaturas fueron las esperadas. Las precipitaciones fueron variables a lo largo de los meses. Julio resultó un mes húmedo, agosto fue normal, y septiembre húmedo, lo que hace que las lluvias durante la estación fueran ligeramente superiores a lo esperado.

La vendimia del 2020 se presentó con un buen equilibrio de producción debido a las condiciones climáticas del año. El mildiu que afectó a la región se consiguió controlar rápidamente y no tuvo mucha incidencia en las parcelas. Pero sí que sirvió para limitar la carga de las cepas lo que llevó a no tener que realizar la prevendimia.

Se llegó a la época de vendimia con una estupenda maduración, lo que supuso poder llevar a cabo una muy buena organización. Tanto para poder implementar todas las precauciones sanitarias recomendadas para combatir la Covid-19, como para poder vendimiar cada parcela en su momento óptimo y conseguir el perfecto balance entre grado-acidez-tanicidad que siempre buscamos en nuestros vinos.

La finura personalizada.

DESCUBRE TODOS LOS VINOS DE VENTA A LA AVANZADA DE BODEGA CONTADOR

Impactos: 305

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *